Una silenciosa enfermedad, detrás de una bella sonrisa

(Artículo traducido al español.  Original se puede encontrar en la Academia Americana de Periodoncia)

Cuando pensamos en una sonrisa saludable, nos viene a la mente personas como Sofía Vergara.  Una sonrisa reluciente, blanca, con dientes derechos.  Vamos al dentista y le pedimos una sonrisa de artista.  Sin embargo, son pocos (si alguno) los que consideran la salud de las encias y el hueso que da soporte a los dientes que mantienen esa sonrisa saludable.

Un estudio reciente del Centro de Control de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) demostró que aproximadamente 1 de cada 2 ciudadanos adultos con más de 30 años tienen algún tipo de enfermedad de encías.  También conocida como enfermedad periodontal.  Esta enfermedad es una inflamación cronica que afecta los tejidos que dan soporte al diente.  Las etapas iniciales por lo general no tienen síntomas y muchos pueden tener la enfermedad y no saberlo.

Con el pasar del tiempo, la inflamación como resultado de esta enfermedad, ocasiona que las encías y hueso alrededor del diente recedan.

 “Cuando se pierden los dientes, o las estructuras que dan soporte a estos, el perfil general de uno, incluyendo la sonrisa se afecta” Dr. Newhouse, presidenta AAP y periodoncista practicante en missouri

 

Estudios han indicado, que además de la sonrisa, la enfermedad periodontal esta asociada con otras enfermedades sistémicas tales como la diabetes y enfermedades cardiovasculares.

Síntomas de esta condición incluyen:

  • Sangrado de Encías (espontáneo, o durante el cepillado)
  • Encías sensitivas y/o inflamadas
  • Recesión de encías (dientes se ven más largos)
  • Mal aliento persistente (Halitosis)
  • Pus y supuración entre los dientes
  • Movilidad o separación de los dientes
  • Cambios en la mordida

La AAP recomienda un rutina diaria de cepillado de dientes (2-3 veces al día, uso de enjuage e hilo dental) al igual que recibir una evaluacion periodontal comprensiva una vez al año.  La evaluación comprensiva es importante para el diagnósito de enfermedad periodontal y para asegurar de mantener una salud oral óptima. (Puede encontrare más informacion aquí sobre la evaluación comprensiva)

Recuerde que el mantener su boca saludable lo ayuda a mantener un cuerpo saludable y una sonrisa que durará toda su vida.

Anuncios

Tu evaluación periodontal comprensiva anual (CPE)

Muchos ya saben que el visitar a su dentista regularmente para un examen y limpieza es esencial para mantener tu salud e higiene oral en óptimas condiciones.  Sin embargo, estas visitas no siempre estan enfocadas en las señales de enfermedad periodontal.  Síntomas de enfermedad periodontal en ciertos pacientes pueden pasar por desapercibidas. Sigue leyendo

Cómo reducir la inflamación oral

La enfermedad periodontal es una enfermedad inflamatoria crónica la cual afecta los tejidos que dan soporte al diente.  Estos son las encías, hueso, y ligamentos periodontales.  La inflamación es la forma en la cual el cuerpo reacciona para remover toxinas que son productos de bacterias que habitan en su boca, las cuales se exacerban ante la presencia de placa bacteriana.   Cuando la inflamación es crónica (entiéndase que esta presente constantemente) puede comenzar a causar daños irreversibles en el hueso y encías, y a tal efecto, en los dientes, causando que estos se aflojen y eventualmente, se pierdan. Sigue leyendo

La importancia de la odontología multi-disciplinaria

En estas últimas dos décadas, la odontología ha visto un aumento incomparable en los avances y la tecnología.  Desde radiografías e impresiones digitales, hasta materiales restaurativos en compómeros, aumento en calidad de implantes dentales, cirugías no-invasivas (dentro de lo que se considere invasivo en el habla de dentistas) entre otros. Sigue leyendo

Envejecer es Inevitable, la pérdida de dientes no lo es…

¡Mantener dientes y encías saludables lo ayudará a mantener sus dientes de por vida! Sigue leyendo

Buena Salud Oral = Buena Salud Corporal

Mantener dientes y encías sanas hacen más para el cuerpo que mantener una salud oral saludable. Sigue leyendo

¿Qué es la enfermedad Periodontal o Periodontitis?

En forma sencilla, la periodontitis es una inflamación de los tejidos que dan soporte al diente (hueso, ligamentos y encías).  La misma es usualmente un cambio progresivamente destructivo que lleva a la pérdida de hueso y ligamente para eventual pérdida de los dientes.  Existen varias causas para la misma, pero los factores principales para tener esta enfermedad son dos: 1) La placa bacterial, 2) Un huésped susceptible (el paciente). Sigue leyendo

“Fracaso y Recuperación” – Y como aplica a la odontología

Esta entrada no es relacionada a la periodoncia directamente, pero sí es relacionada en cuanto a las decisiones que uno como persona toma.  Ya sea con uno mismo, o como médico, abogado, enfermero, músico, o lo que sea.  Uno de los mejores ensayos que he leído últimamente se titula “Failure and Rescue“, por Atul Gawande para The New Yorker. Recomiendo que lo lean.  Coloqué varios “extractos” traducidos al español para su disfrute.

El punto más importante es que en la vida hay que tomar riesgos.  Pero el no estar preparado para las consecuencias que puedan surgir es lo que traerá problemas.  Lo que ocurre luego de tomar el riesgo es lo que define a uno.  ¿Admites cuando las cosas salen mal? ¿Tomas medidas para corregirlas?

La diferencia entre el triunfo y la derrota no es la disposición de tomar riesgos, sino el dominar la recuperación.

Cuando comienzo una cirugía, o cualquier procedimiento, tengo que estar preparado para cualquier complicación.  Ya sea levantes de seno o regeneración, siempre puede haber complicaciones, y el uno poder sobrepasar esas complicaciones es lo que determina el éxito.

Como el Dr. Gawande muy bien menciona:

Cuando las cosas salen mal, tienden a haber 3 mayores obstáculos para evitar… 3 formas para fracasar en la recuperación:

  1. Escoger el plan inadecuado para resolver la situación
  2. Escoger un plan erróneo
  3. No hacer nada.

Podemos utilizar en ejemplo la cocina.  Si ocurre un incendio de grasa, echarle gasolina solamente empeoraría la cosa.  Soplarle al fuego sería inadecuado; Ignorarlo traería más problemas.  La tragedia del derrame en el Golfo es otro ejemplo.  Estaban todas las señales de que había algo mal, y decidieron ignorarlas.

En cirugía ocurre lo mismo, si se deja una gasa dentro de un paciente, esto traería complicaciones severas.  Ha ocurrido, y hoy día se toman muchísimas medidas de seguridad en las salas de operaciones para evitar este tipo de problemas.

En la odontología esto se tiene que aplicar constantemente, y es la responsabilidad del dentista educar al paciente.  Cuando nos llega un paciente (PACIENTES, NO CLIENTES: Cuidado con el que los mire de esa manera) pidiendo un “cap” o una corona, no es cuestión de preparar el diente, cementarla, y pa’ fuera.  Hay que evaluar la encía, el hueso, los dientes adjacentes y oponentes, la oclusión, entre otros factores.  De la misma manera que si uno construye una casa en terreno fangoso esta se cae; si uno pone una corona en un diente no estable, esta fracasa.  Y a la larga, le cuesta más al paciente, al dentista, al seguro médico.

Como especialistas en la salud, es nuestro deber educar al paciente.  Tanto al paciente que escucha y tiene interés, como al paciente que no le interesa y quiere que se le resuelva todo a la velocidad luz.  A la larga, el responsable es quien toma la decisión, y hay que estar preparados para lo que venga.

De nuevo, el artículo apareció el 4 de junio de 2012 en “The New Yorker”, se los recomiendo.